DESCUBRE
 
miércoles 19|09|2018

¡A conquistar Vales de Vimioso!

No es una metáfora, es una propuesta en toda regla. En Vimioso no se van a asustar. Es más, están esperando la invasión. Esta tierra del nordeste portugués, en cuyos riscos se inició la lucha contra el moro (*) a la vez que don Pelayo lo esperaba desde el monte Auseva, se encuentra en la actualidad con los bastiones defensivos bastante mermados. Es sabido, y así nos lo recordaron las fuerzas vivas vimianas, que el Castelo de Vimioso desapareció arrasado por tropas españolas en 1762. Bien es verdad que eso fue sólo un pequeño coletazo de una guerra en la que Portugal estaba en el bando de los vencedores, hasta el punto de que los españoles perdían nada menos que la Florida y los lusos recuperaban por enésima vez Colônia do Sacramento. El caso es que donde estaba el castillo ahora hay una inofensiva escuela de enseñanza primaria.

vista_0
 
Pero es que hay más: gran parte de las familias de Vimioso se van trasladando poco a poco a las ciudades vecinas, sobre todo a Braganza que es su cabecera de distrito, para facilitar a sus hijos el acceso a la enseñanza media y superior; éxodo del que participan las fuerzas vivas, a pesar de sus prédicas en contra. Si a esto sumamos la cantidad de emprendedores, o simples currantes, que prueban fortuna en España o más allá de los Pirineos, se entiende que la villa esté cada vez más desprotegida y a merced de las huestes invasoras, que pronto empezarán a llegar por el Oeste, de Castilla y León, pero sobre todo de Madrid. Hay que tener en cuenta que, aunque la información llegue a Lisboa a la vez, la capital española está más cerca y sus gentes siempre ávidas de ocupar Portugal.

Una escapada a Ciudad Rodrigo, impresionante villa fortificada

El encanto de las ciudades fortificadas es innegable, sus muros preservan el trazado urbanístico y la arquitectura de otras épocas; pero hay pocas cuyas murallas expliquen tan bien la evolución de la historia como Ciudad Rodrigo, en el suroeste de Salamanca.

ayto 
Diferentes lienzos rodean este conjunto histórico cuajado de palacios y escudos, de nobleza y tradiciones curiosas. Aquí la historia es muy, muy importante, pero el mayor tesoro de Ciudad Rodrigo son sus gentes; acompáñanos en esta escapada por la acogedora capital mirobrigense.

El Salvador, pulgarcito de América, gigante del añil

Un día en Suchitoto

El Salvador es un destino real, potente, un lugar para deleitarse. Su variedad paisajística y exhuberante flora, unidas a una población acogedora y amable, hacen que te sientas arropado, querido, que lo vivas planificando ya el regreso. Lo de "real y potente" son calificativos del hombre que más sabe de turismo en el país; "pulgarcito" es un apelativo cariñoso, usual allí por su condición de estado más chico de la América continental.
anil
El añil seguramente es el producto (y el color) que mejor lo identifica en todo el mundo. Después de un letargo de casi cincuenta años, en los cuales los colorantes sintéticos le ganaron la partida, la industria del índigo vuelve a tomar impulso en esta tierra. La elaboración del "oro azul" salvadoreño entre 1783 y 1792 suponía más del 90 % de la producción centroamericana, aunque en esa época fuese más conocido como "añil de Guatemala", ya que también era el nombre de la Capitanía que abarcaba casi toda Centroamérica, incluyendo Chiapas, Belice y algunas provincias de Panamá, además de los actuales Honduras, El Salvador, Nicaragua y Costa Rica. La pujanza económica de El Salvador en el siglo XVIII dependió de la exportación de su tinte.


El Salvador, pulgarcito de América, secreto de surfistas

Muelle de La Libertad y Playa del Tunco

tunco2
El Salvador no sólo es el más pequeño en el continente americano, sino que posiblemente sea de los menos conocidos para el turista latino. Recientemente hemos tenido oportunidad de visitar algunos de sus pueblos más emblemáticos, moviéndonos a través de sus buenas carreteras (su red vial está entre las tres mejores de América Latina, con Chile y Panamá), y constatando que, además de paisaje, biodeversidad, artesanía, monumentos..., cuenta con magníficos alojamientos, buenas playas, cuidada gastronomía y, lo más importante, una gente acogedora que contribuye a hacer real el lema de su publicidad: "más tuyo, más cerca y más accesible".

Ruta del Vino de la Sierra de Francia, una sorpresa en Salamanca

Salamanca no es solo uno de los más famosos destinos urbanos de toda España; su provincia guarda sorpresas tan agradables como la suave Sierra de Francia, tierra de leyendas e historia, emigración y acogida, de gentes amables y emprendedoras, sabores milenarios y clima templado.

mogarraz_cara 
Y una pequeña parte de esta Sierra de Francia, ocho municipios, se ha constituido gracias al esfuerzo colaborativo de sus habitantes en la deliciosa Ruta del Vino Sierra de Francia, un lugar perfecto para escaparse en otoño.

El Salvador, pulgarcito de América

Con naturalidad

Seguimos con nuestro particular periplo por el occidente salvadoreño afianzándonos en la percepción de tranquilidad y amabilidad de su gente. Sobre todo, naturalidad. Los escolares cruzan las plazas con sus mochilas, los mercados están a rebosar, las iglesias con las puertas abiertas de par en par... Y también tuvimos oportunidad de conversar con dos miembros de la policía turística, que, además de asistir, orientar y ocuparse de la seguridad, velan por la protección del patrimonio. Uno de ellos es especialista en primeros auxilios y el otro en rescate acuático. Ante nuestras dudas, nos explican que cualquier viajero puede contar con asistencia policial para desplazarse por el país, incluso a título individual, simplemente con solicitarlo. Continuamos, pues, con el relato cronológio de esta segunda jornada y encuentros dentro y fuera del programa, pero siempre gratificantes. Siempre con naturalidad.
policia_turismo