AZUL MARINO
 
lunes 22|07|2019

Una escapada por la costa escocesa del Reino de Fife

puerto de Crail
Callejeando es fácil encontrarse talleres de algún pintor o alfarero reconocido, porque este pequeño pueblo de pescadores se ha convertido en refugio de artistas y, de camino al puerto, hay que detenerse en la Crail Harbour Gallery and Tearoom, una parada coqueta para tomar un té o un chocolate, mejor en su terraza con vistas al mar.
Abajo, junto al muelle, una sencilla caseta de madera vende langostas (lobsters) frescas, uno de los manjares más apreciados de Escocia. También merece la pena acercarse a las ruinas del castillo, junto al mar.
El final de esta escapada costera bien puede ser St. Andrews, una bonita ciudad medieval que rezuma historia. Todo comenzó con la tumba del apóstol san Andrés, patrón de Escocia, aunque dice la leyenda que sus restos fueron arrojados al mar.
Tras siglos de peregrinaciones cristianas, la universidad tomó el relevo como atractivo de St. Andrews. En estos edificios de hace 800 años han estudiado algunas de las más importantes personalidades de la historia británica. Recientemente, el príncipe Guillermo, segundo en la línea de sucesión al trono, que conoció aquí a su novia Kate Middleton, hoy princesa Catalina.
seafood
Asomados a las olas se encuentran la mayor parte de sus edificios emblemáticos, así como los restos de la antigua catedral,  un lugar precioso que merece sin duda una visita. Enfrente de sus imponentes ruinas salpicadas de tumbas, se divisa la enorme playa de arena de West Sands, donde se rodó la memorable escena de apertura de Carros de Fuego, y donde hoy universitarios y visitantes disfrutan todo el año de deportes como el landyatching, una divertida manera de sentir la velocidad y la fuerza del viento que se puede practicar sin peligro alguno gracias a los jóvenes de Blown Away.
Por si fueran pocos atractivos, St. Andrews cuenta con el campo de golf más famoso del mundo, el Old Course. Justo al lado, el restaurante acristalado Sea Food Restaurant es uno de los restaurantes de marisco más famosos del país, y ofrece –a un precio razonable- la mejor langosta que esta que firma ha comido en su vida.
Además, este año es perfecto para sumergirse en los sabores de Escocia, que celebra en 2015 su Año de la Gastronomía.
Texto y fotos: Ana Bustabad Alonso
langosta
      

Dejar un comentario

Agradecemos mucho tu opinión en Expreso.
Por favor, no dejes comentarios impropios, injuriantes, contrarios a las leyes o con fines publicitarios, tendremos que eliminarlos.

Oculto, no aparece en el comentario.