AMÉRICA
 
jueves 24|10|2019

Hablando de Chiapas... 'Sembrando vida' en Vallescondido

vallescondido_prota

A una hora de Palenque, concretamente en el kilómetro 61 de la carretera fronteriza del Sur, se encuentra la Finca Vallescondido. Guillermo Fonseca Padilla, que venía del Norte, la encontró una tarde de septiembre de hace muchos años. Se enamoró de aquella selva cortada por la carretera y desde el primer día supo que su casa estaría entre aquellos árboles. Es un hombre afable, hablador, simpático y quiere que le llamen Willy Fonseca, "como todo el mundo". Nos recibe con 'agua de matali' bien fresca, que es un aperitivo sabroso y "cura el mal de orín y el dolor de estómago". Bromeando, dice que también tiene 'cóctel de Monterrey', para aclarar luego que se trata de un vaso de agua, "es que los de Monterrey tienen fama de agarrados". Y, ya en serio, asegura que lo mejor para la sed es 'agua de limón con carbonato y sal'.


Hablando de Chiapas... La mayor selva de México, en peligro

selva_cartel

Chiapas es sin duda de uno de los destinos más misteriosos y apasionantes de Centroamérica, en el que, además de introducirnos en los santuarios mejor conservados de la cultura maya, tenemos la posibilidad de convivir con los descendientes de aquel rico imperio prehispánico. Y, aunque estamos en México, decimos Centroamérica porque esa es la región natural donde se ubica Chiapas, al este del istmo de Tehuantepec, y, concretamente, en el extremo más oriental de la Unión, como queriendo introducirse en Guatemala. Allí se encuentra la mayor extensión selvática de México: la Selva Lacandona, ocupando gran parte de la cuenca del río Usumacinta, con una superficie de casi 10.000 kilómetros cuadrados, en cuyo ámbito se encuentran las Reservas de la Biosfera Lacan-Tun y Montes Azules, bordeadas por el SE por el río Lacantún.


Hablando de Chiapas... Palenque, perla de la arquitectura maya

palenque_subiendo

La ciudad prehispánica y el Parque Nacional de Palenque constituyen, por sí solos, un incomparable destino turístico, tanto por su extensión, de unos 16 kilómetros cuadrados, como por las más de 200 estructuras arquitectónicas, entre las que destacan el Templo de las Inscripciones, el Gran Palacio, los templos de la Cruz Foliada, el del Sol y el del Conde. Esta ciudad arqueológica, corazón del Mundo Maya ubicada en el Estado mexicano de Chiapas, alcanzó su esplendor durante el período clásico tardío, 600-900 d. C., y ejerció su influencia sobre otros asentamientos de la cuenca del Usumacinta, en la vasta región que es hoy Chiapas y Tabasco. Es Patrimonio Mundial de la Humanidad desde 1987.



500 años después, celebra en Andalucía la Primera Vuelta al Mundo

Seguro que tú, viajero que lees en lengua española este reportaje, sabes perfectamente que 1492 es el año del Descubrimiento de América, y has visto las imágenes del primer hombre que pisó la Luna. Si te gusta viajar desde siempre, quizá incluso hayas leído el clásico de Verne ‘La vuelta al Mundo en 80 días’…  

sevilla_torre_oro
… Pero puede que no sepas que precisamente ahora se cumplen cinco siglos de la mayor aventura viajera de todos los tiempos: la Primera Vuelta al Mundo que, además, tiene sabor español. Te invitamos a descubrirla y a revivir sus principales escenarios, en tierras españolas, en la mágica región de Andalucía.
 

Topes de Collantes, joya cubana del Escambray

primera

El Escambray

El ecosistema montañoso Topes de Collantes, con una superficie de 200 kilómetros cuadrados, está enclavado en las Montañas de Guamuhaya, el principal macizo montañoso del centro de Cuba, y forma parte de tres provincias, Villa Clara, Cienfuegos y Sancti Spiritus, aunque es en esta última en la que se ubica su mayor parte. Está organizado en cinco Parques, el Nicho y el Guanayara, en la vertiente del embalse Hanabanilla; el Altiplano Topes de Collantes, el Codina y el Cubano, estos tres, de Sancti Spiritus, en la vertiente caribeña. Esta sierra, verdadero dédalo de ríos, cascadas, cuevas y ollas de aguas cristalinas, así como gran diversidad de flora y fauna, es conocida también como el Escambray. En una de sus cumbres tenía su campamento el Che Guevara antes de la batalla de Santa Clara.

Sagua la Grande, cubana y villaclareña, recuperación del mito

En Cuba, a medio camino entre Sitiecito, la tierra del cimarrón Esteban Montejo (1), y de "su" otrora balnearia y turística Isabela, se encuentra Sagua la Grande, cruzada por el río del mismo nombre. No es villa antigua, cumplió sus 200 años en el 2017, pero cuenta con un pasado inmenso, como su apellido.

Exposici%C3%B3n%20en%20la%20plaza%20de%20la%20iglesia

Para descubrir su esplendor sólo hay que remontarse un siglo atrás, comunicada ya por ferrocarril con La Habana, Cienfuegos y Santa Clara. A esta última también por carretera, que se bifurcaba aquí, llegando hasta Quemados de Güines e Isabela. Ocho años después de su fundación, en 1825, ya tenía su primer hotel; en 1843 se habilitó el puerto cubano más próximo a los EEUU: Isabela de Sagua; en 1849 su primer trazado urbano y desde 1866 tiene el título de villa.