HOTELES
 
jueves 21|09|2017

Sweet Inn: la nueva generación de alojamientos

sweetinnEl viajero contemporáneo ha empezado a entender que su alojamiento ideal es radicalmente opuesto al hotel tradicional y que su principal alternativa, los apartamentos para estancias cortas, no cumplen sus niveles de excelencia.

En Sweet Inn nunca decidirán por completo la naturaleza de su alojamiento, pero esa será su única preocupación. Al llegar a su destino un miembro del equipo Sweet Inn les dará la bienvenida a las puertas del edificio.
¿Hotel? En su interior les espera un refinado hogar particular cuya decoración no ha sido declinada cientos de veces.
¿Apartamento? También una botella de champagne y una exclusiva colección de amenities. Un hotel que es cualquier cosa menos un hotel pero que incluye tanto sus servicios más exclusivos como sus estándares. Un hotel que es desde luego mucho mejor que un hotel.
Esta nueva generación de alojamientos nació de la visión y los deseos de un hombre, Paul Besnainou, decepcionado con los estándares de calidad y los servicios de los apartamentos de alquiler a corto plazo, con sorpresas a menudo desagradables.
La mayoría de ellos, además, suele alquilarse entre particulares, restando garantía de seguridad y calidad.
Sweet Inn nació de esta frustración. La idea fue: ¿por qué no ofrecer al cliente algo mejor? ¿Qué solución se puede dar al viajero urbano ‘cool’ que está aburrido de los hoteles tradicionales pero desea beneficiarse de su calidad y estándares?
Partiendo de una ubicación céntrica y un diseño contemporáneo en simbiosis con el barrio donde se encuentra cada alojamiento, Sweet Inn proporciona una nueva forma de alojarse en ciudades como París, Bruselas, Lisboa, Tel Aviv, Jerusalén, Barcelona o Roma. Imaginen dormir en confortables camas de hotel, con delicadas sábanas y toallas esponjosas que serán reemplazadas con sólo una llamada.
Expreso. Redacción. A.F
      

Dejar un comentario

Agradecemos mucho tu opinión en Expreso.
Por favor, no dejes comentarios impropios, injuriantes, contrarios a las leyes o con fines publicitarios, tendremos que eliminarlos.

Oculto, no aparece en el comentario.