SABORES
 
miércoles 21|08|2019

Una escapada a Lisboa, de vuelta a los sabores de siempre

Huertas llenas de secretos en el Museo del Traje

De todas las huertas que esconde Lisboa, donde nacen y crecen los ingredientes más auténticos de sus cocinas, las más sorprendentes están al norte de la ciudad, nada menos que en un Jardín Botánico, en el complejo del Museu Nacional do Traje.
Tras una entrada señorial, la fachada de rosa pálido enmarcada de magnolias centenarias y palmeras da paso al Parque Botánico do Monteiro-Mor, que abre todos los días y es todavía uno de los secretos mejor guardados de Lisboa.
¿Cómo llega el jardín romántico de un palacio a albergar plantaciones de judías, de pimientos, de tomates? Todo comenzó hace unas tres décadas, cuando los trabajadores del museo pidieron permiso para cultivar la tierra en sus ratos libres.
En 2009 surgió la idea de extender la posibilidad a cualquier lisboeta, y desde entonces cada año se adjudican en pública subasta las huertas del Jardín Botánico desde 3 euros el metro cuadrado, dependiendo de la extensión y la ubicación.
Pero en el Jardín Botánico no solo hay huertas. El parque cuenta con las cinco partes tradicionales de una quinta portuguesa: bosque, jardín, frutales, jardín de plantas aromáticas y huerta. Y sí, todas están a pleno rendimiento.
Junto a las plantaciones de romero, tomillo, cebollas, berzas, fresas, lechugas, encontrarás por ejemplo la primera araucaria plantada en Portugal, y cientos de especies exóticas traídas de todo el mundo en el siglo XVIII por el marqués de Angeja, pero también jardines salpicados de esculturas contemporáneas.
Una vez al mes, en la tienda del museo se venden los productos de la huerta. Según la temporada, podrás llevarte nueces en bolsas de malla, membrillos recién cogidos del árbol, pimientos verdes… Al lado del improvisado mercadillo, un carruaje de época preside el vestíbulo principal, con sus impresionantes arcadas de ladrillo visto.
Merece la pena reservar un día para escaparse hasta aquí, porque hay mucho que ver. El metro que va a Paço do Lumiar te deja muy cerca del Largo Júlio de Castilho. Además del Jardín Botánico, aprovecha para visitar las exposiciones del Museo del Traje y las del Museo del Teatro, contiguas.
También puedes coger el Bus 36 desde el Cais do Sodré, que tiene wifi gratis, y desde donde puedes aprovechar para hacer check-in y trazar esta ruta de Lisboa, sabores de siempre que ha creado Expreso en Foursquare.
La entrada normal cuesta 4 euros y el Jardín Botánico ofrece muchas otras posibilidades como visitas guiadas para grupos, meriendas al aire libre en sus prados, y alquiler de espacios únicos para celebrar eventos profesionales o incluso fiestas de cumpleaños.
Caminando por los 3000 metros cuadrados del Jardín es muy posible que tengas suerte y te encuentres con su director, el arquitecto Rui Costa, un enamorado del Jardín. Aprovecha para charlar un rato con él junto al estanque de la araucaria, su lugar preferido, aprenderás mucho de plantas, de sabores y de historia.
 

      

¿Cuál es el mejor mes del año

¿Cuál es el mejor mes del año para visitar Lisboa? Estoy pensando en organizar una escapada de fin de semana con mi familia. Gracias

Hola, Ammei, Lisboa cuenta

Hola, Ammei,

Lisboa cuenta con un clima templado durante todo el año, y suficientes atractivos y alojamientos como para que sea una escapada perfecta en cualquier mes.

Aunque quizá para apreciar la luz tan bonita de la ciudad los mejores meses para visitarla sean los de primavera, con largas tardes para disfrutar de sus terrazas y callejear.

Te va a encantar Lisboa. Gracias por leer Expreso

Redacción

 

Lisboa es una de las ciudades

Lisboa es una de las ciudades donde mejor se come del mundo, yo os recomiendo que os perdáis caminando por sus callejuelas y paréis en cualquier tasca pequeña.

Además los lisboetas son muy amables con los españoles, incluso intentan hablarte en español si no entiendes el portugués

A todo español que se vaya a

A todo español que se vaya a Lisboa NO ir al bar
TAPAS BAR 52 cerca de la plaza principe real nos han timado por 3 copas de vino de la casa (peleon) y una caña 15.75€ y encima cuando nos hemos quejado nos responden que los españoles tenemos que salir mas de viaje para aprender.
¡¡¡ QUE MORRO Y QUE MAL EDUCADOS !! Por el resto merece la pena y la gente super amable y cordial.

Se nota que este capítulo

Se nota que este capítulo está concebido antes de comer...

Dejar un comentario

Agradecemos mucho tu opinión en Expreso.
Por favor, no dejes comentarios impropios, injuriantes, contrarios a las leyes o con fines publicitarios, tendremos que eliminarlos.

Oculto, no aparece en el comentario.